En el baño

  • Revisa que las llaves de la ducha, la tina y el lavamanos no tengan goteras. Si las tienen, pide que las revisen y si es necesario, cámbialas de inmediato.
  • Utiliza un recipiente para la limpieza del lavamanos, la tina y el inodoro, y lávalos en ese orden.
  • Usa jabones y shampoo biodegradables: necesitarás menos agua para enjuagar y no contienen fosfatos que contaminan el agua.
  • No te afeites o laves tus dientes mientras estás en la ducha.
  • Toma duchas breves y procura cerrar el agua mientras te jabonas o lavas tu cabello.
  • Prefiere las duchas a los baños de tina. Llenar la bañera necesita unos 150 litros más que los utilizados en una ducha corta.
  • No tires papel higiénico u otros desechos a la taza del inodoro, ya que puedes tapar los drenajes.
  • Si tu estanque se estanca tras tirar de la cadena, repáralo o cámbialo de inmediato.
  • No dejes correr el agua del lavamanos mientras te jabonas o afeitas. Se pierden unos 20 litros de agua cada 2 minutos.
  • Usa un vaso al lavar tus dientes: sólo necesitarás la mitad para enjuagar tu boca y el resto para limpiar tu cepillo.
Necesitamos cuidar el agua Ahora que sabes tu consumo de agua potable conoce lo que tú puedes hacer